Accidentes de Autobuses Causados por la Negligencia del Conductor

La Negligencia del Conductor

Los accidentes de autobús son algunos de los más devastadores en las carreteras de Estados Unidos. Debido a su gran tamaño y forma, un autobús puede hacer mucho daño y causar graves lesiones en solo instantes. Las víctimas de estos accidentes pueden incluir los pasajeros del autobús, así como los pasajeros y conductores de otros vehículos en la carretera que se vean involucrados en el aparatoso accidente. Las lesiones producidas por accidentes de autobús pueden oscilar entre pequeñas cortaduras y rasguños hasta la ruptura de costillas, huesos, parálisis o incluso la muerte.

Debido al tamaño y peso de los autobuses, así como su falta de maniobrabilidad, los conductores de autobuses tienen una responsabilidad extra con sus pasajeros para que lleguen sanos y salvos a su destino. Desafortunadamente la realidad es que un gran número de conductores de autobuses no manejan estos vehículos con el nivel de precaución y cuidado necesario para cumplir con todas las normas de seguridad.

Funcionamiento de un autobús de manera segura

Con el fin de operar un autobús de forma segura, una serie de factores entran en juego para el conductor; deben recibir entrenamiento adecuado en cuanto a los mecanismos básicos del vehículo, al igual que saber cómo maniobrar al momento de un accidente en la carretera, todo esto antes de iniciar la ruta con pasajeros. Eso además de conocer y comprender las reglas básicas de seguridad por parte de la Administración Federal de Seguridad de Autotransporte (FMCSA) para mantener seguros a los pasajeros y demás conductores en la vía. Irónicamente con frecuencia, los mismos conductores de autobuses pueden convertirse en víctimas de sus propia negligencia.

Las Causas Más Comunes de Accidentes de Autobús:

  • Inexperiencia del conductor o falta de adecuado entrenamiento;
  • Distracciones como mensajes de texto o hablar por teléfono celular mientras se conduce;
  • Exceso de velocidad o no seguir las reglas de la carretera, incluyendo desobedecer las señales de tráfico;
  • Conducir bajo la influencia de drogas o alcohol;
  • Mal mantenimiento de los vehículos;
  • Conducir demasiadas horas sin descanso

Muchos conductores de autobuses son negligentes porque su empleador, el propietario del autobús, a veces pone presiones adicionales sobre el chofer, como horarios poco realistas y no proporcionar un reemplazo en viajes largos de carretera, así como exceder la capacidad de los pasajeros.

Negligencia por parte del conductor puede incurrir en una serie de daños y consecuencias devastadoras tanto a la propiedad como a los pasajeros y demás involucrados al momento de un accidente. De acuerdo con la Administración Nacional de estadísticas de Seguridad del Tráfico en Carretera (NHTSA), los autobuses son responsables de más de la mitad de todas las muertes peatonales escolares anualmente.

Los Abogados del Accidente de Autobús

Si usted o un ser querido ha estado involucrado en un accidente con un autobús, hay una gran probabilidad que la negligencia del conductor del autobús halla sido el principal factor de responsabilidad, lo que significa que el conductor quizás fue imprudente, no tuvo precaución, y usted puede tener derecho a una indemnización por daños y perjuicios. Pero es importante que se contacte con un abogado experto en este tipo de casos, La firma de abogados Adame Garza LLP, tienen el conocimiento y la experiencia adecuada para representarlo y hacer valer sus derechos. Tenemos la experiencia para enfrentar estos conductores y las empresas de autobuses y que se hagan responsables de los daños causados.

Contáctenos

para una consulta gratuita!

713.863.7100 EMAIL

Toda la información del usuario es 100% privada y protegida, no se compartirá

Preguntas?